Tout pour le grain a la exportación

TPLG está presente en 55 países.


Presentación de la empresa TPLG

La empresa Tout Pour Le Grain (TPLG) nació en 1959, a un momento donde la agricultura francesa conoce, después los estados unidos, una profunda revolucion tecnologica. La modernización de la agricultura tendrá consecuencias importantes en particular sobre las condiciones de recepción de las cosechas. La aparición de la cosechadora implica la recepción de las cosechas a granel de donde la necesidad para los explotadores agrícolas de dotarse de equipos aptos para almacenarlos correctamente.

Tout pour le grain decide de estudiar y de concebir instalaciones de manutenciones, de limpieza, de almacenamiento y de ventilacion de cereales con el fin de permitir una conservacion de estas en los mejores condiciones possibles tanto para los agricultores como los organismos almacenadores (OA).

En los años 60, la mutacion de la agricultura francesa se intensifica ; Su mecanización implica la concentración parcelaria íntegra de los suelos. Francia entra en la era de la cultura intensiva e industrial. La extensión de las superficies agrícolas facilita la implantación de nuevas culturas y particularmente la de maíz. Persiguiendo las instalaciones de almacenamiento, TPLG estudia, fábrica e instala secaderos a maíz. Esta primera diversificación durará más de una década, hasta 1982 cuando la cultura del maíz va al norte de Francia fracasar de más de 80%.

1977 es un año importante para la empresa TPLG. Su oficina de proyectos/diseño inventa la primera sonda automática de toma de muestras. Considerando que la toma de muestras es una operación muy importante y demasiado a menudo descuidada, pero igual duscutidas porque los métodos manuales utilizados hasta este día faltan de fiabilidad, TPLG concibe la sonda Jumbo. Pilotado desde el laboratorio de análisis del centro de colecta, Jumbo permite tomar una muestra de cerca de 2 dm³ sobre una altura de 1,5 m de grano en un punto cualquiera del vehículo. La toma de muestras se efectúa por derrame gravitacional del grano en las hendiduras de la sonda. La transferencia de la muestra es asegurada por un transporte neumático hasta el laboratorio de análisis.

Después de principios difíciles, la sonda Jumbo se impone como el único aparato francés de toma automática de muestras de cereales.

1982 marca una segunda vuelta en la actividad de TPLG. Para paliar a la parada de la fabricación de secadero a maíz, la dirección decide reforzar su oficina de proyectos y de creer un departamento especializado en la renovación y la postura a las normas de los silos de los centros de colectas. [...]

Estos últimos deben en efecto ganar en productividad y en superficie de almacenamiento. TPLG fue un actor activo de esta necesaria modernización y supo proponer estudios personalizados a cada sitio en materia de aumento de débito de todos los aparatos de manutenciones de los silos y procedió con sus equipos de montadores a su modernización.

Al mismo tiempo, TPLG se sitúa sobre el mercado de las cargas de gabarra a alta velocidad. Su oficina de proyectos estudia y concibe a medida cargas cerca de centros portuarios fluviales o marítimos.

1985 es indiscutiblemente el año que se quedará en todas las memorias del personal de TPLG. El 1 de Marzo de 1985 saca de las plantas de fabricación la nueva generación de sonda : Héron. A diferencia de su hija mayor, la sonda Jumbo que fue mudada por energía hidráulica, Héron I es totalmente automatizada; además, la toma de muestras no se efectúa más por derrame gravitacional sino por aspiración sobre toda la altura de los remolques en los cuales los cereales son entregados o preparados para ser expedidos. En lo sucesivo con TPLG, la toma de muestras se hace una operación de extremo sencillez. El éxito comercial es inmediato.

El principio de los años 90 es marcado por incidentes graves en los silos debidos a una mala evacuación de los polvos cerealistas. Las principales cooperativas y los principales negociantes cerealistas franceses recurren a TPLG para pedirle estudiar e implantar sistemas de ventilación de los polvos que responden a las nuevas normas de seguridad europea.

Una vez más TPLG hace frente a este nuevo desafío. Las primeras instalaciones de posturas en conformidad empiezan desde 1998. TPLG se hará uno de los especialistas franceses para intervenciones sobre células de altura muy grande (50 m).

Al mismo tiempo, de la gama Hérona nace aparatos de toma de muestras capaz de intervenir en los circuitos incluso circuitos de circulación de los granos. De pequeñas tallas pero al rendimiento excepcional, Los aparatos Scorpion, Mini-scorpion y Moustick permiten de tomar muestras a todos los estadios de la manutención de los cereales.

En 2001, el objetivo de las 1500 sondas de tipo Héron III (3a generación) padeció. Desde 1985, fecha de la primera sonda Héron, enormes progresos tecnológicos han sido realizados. Esta tercera generación de sondas posee una tecnología avanzada incomparable en Europa.

Totalmente automatizada, concibida con los materiales más eficientes del momento, la sonda Héron III alía robustez, estetismo, fiabilidad pero igual calidad de representativo.

Los clientes de TPLG son sus mejores embajadores. Con más de un 85% de las cuotas de mercado en Francia, TPLG decide en 2002 de comercializar a Héron III en sus principales vecinos europeos.

Al 31 Diciembre de 2007, son más de 250 Heron III quienes fueron instalados en una veintena de países europeos y Norte africanos. En Francia son más de 2300 aparatos que toman muestras cada día.

2007 marcará una vuelta en la actividad de TPLG y esto por dos razones principales.

Durante Abril, saca de las plantas de fabricación TPLG la nueva generación de Héron, el Héron 3000. Con este último una nueva etapa tecnológica es atravesada; además de que permite la combinación de toma de muestra sea con aspiración directa, sea con aspiración en succión, todos los mototreductores estan asistidos por variadores de frecuencia permitiendo el arreglo de la fuerza de penetración según el tipo de cereal, de cambiar la velocidad de rotacion pero tambien de detectar electrónicamente el fondo del remolque facilitando así el acenso automático de la punta.

2009 es una voluntad cada vez más marcada con los principales actores del sector agroalimentario y agroindustrial de automatizar totalmente o en parte todo el proceso de muestrario y de análisis de los granos. Allí todavía, TPLG supo proponer soluciones innovadoras que hasta demostraban sus capacidades rápidas de reacción y de adaptación a las evoluciones del sector.

Así en 2009 TPLG propone a Agritechnica (Hannover) el sistema S.A.R.A. (Sistema Automático de Recepción de Análisis).
2009 - es también la vuelta del almacenamiento a la granja. Desde hace muchos años, nunca TPLG había sido solicitado tanto por los explotadores agrícolas para concebir instalaciones de almacenamiento. Dotada de los softwares más perfectos del momento, la oficina de proyectos de TPLG propone a sus clientes proyectos de almacenamiento personalizados en tres dimensiones.
El 1er de Octubre TPLG y la empresa JAMASE deciden reagruparse y poner en común sus competencias y destreza en materia de almacenamiento en la granja.
La actividad de toma de muestra persigue por su parte su desarrollo.

2010 ve el nacimiento de CAMELEON, una sonda sobre raíl especifica para muestreo de trenes.

2012 marca el principio de la comercialización de la gama PREMIUM, sondas especialmente dedicadas a los sitios industriales. (más de 300 vehículos/día).

2013 : sondas TPLG son representados en 51 países.

2015 Una nueva etapa es atravesada con la llevada al mercado de la gama 4000.



les vidéos de tplg sur youtube   Suivre TPLG sur Google+